Hoy se han vuelto locos en la Junta de Extremadura